Se necesita más ligereza mental y menos lesiones

Seis victorias consecutivas, el Barcelona es un tren que también ha arrasado al Sevilla. El equipo de Lopetegui resistió, por lo que pudo, mejor que el Real Madrid en la derrota casera contra los hombres de Xavi (que han llegado al decimocuarto resultado útil consecutivo), pero los límites en el juego, sobre todo sin poder contar en Fernando, Delaney, el Papu Gomez y Óliver (cada domingo falta la mitad del equipo), son evidentes.

Ahora hay que defender – y se puede lograr, eso sí – el cuarto puesto válido para la Champions de los asaltos de los que están debajo. Pero queda una ligera sensación de amargura por lo que el Sevilla en esta temporada podía hacer y no hizo. Mantenemos la opinión de que esta secuela de lesiones, una increíble secuencia sin fin, es uno de los hechos fundamentales, pero no es el único. Algunos jugadores, no queremos dar nombres, no rinden para estos niveles. Además: no se puede ir a la casa del Barca y esperar a que el tren perfecto construido por Xavi haga su trabajo y empiece a destruir, acción tras acción, al oponente.

Lo cierto es que si Pedri no se hubiera inventado en la segunda parte un gol tan bonito, demostrando lo que es, quizás, y con mucha suerte, se podía salir del Camp Nou con un empate. Quizás. Pero las oportunidades del Barcelona todavía están a la vista de todos y no satisface el paladar lo que Ocampos tuvo entre sus pies después del gol de Pedri. Tal vez sea el momento de atreverse más para dar el salto de calidad definitivo y también para divertirse sin miedo.

Share:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
On Key

Related Posts

Pronósticos sobre el futuro

(comentario de P. Fernando Pascual) – Continuamente leemos pronósticos sobre el futuro. A veces, sobre el futuro más cercano: la economía volverá a activarse el