Manuel y su discípulo

Dice un proverbio chino que “cuando el alumno esté listo, el maestro aparecerá”. Los herederos de Mao saben poco de fútbol, pero en cuanto a sabiduría, saben. Manuel ha aparecido, hierático como siempre, esta semana a un discípulo que ya no es un muchacho y quiere asomarse al mundo que cuenta. Su nombre es Raul García de Haro, tiene un gran potencial, quizás esté destinado a ser una estrella. 

Betis cree firmemente en él hasta el punto de haber renovado su contrato hasta 2023. El indio Pellegrini, el entrenador más guay de la historia con 15 victorias de 29 partidos, una racha de escalofríos, lo mima. Cuando se enteró de la baja del “Panda” Borja Iglesias (y Fekir obviamente y todavía no sabemos si estará listo para el derby), el buen Manuel no no dudó ni un minuto a llamar el Raul verdiblanco.

“Caliéntate, que el domingo en Cádiz serás titular”. Este Pellegrini no lo dice, pero ¿por qué enviar a Italia a Sanabria si no se tiene plena confianza en los canteranos? Todo vuelve. Raúl ya debutó en la Liga el año pasado contra el Levante, con Rubi en el banquillo. Otros tiempos, otras ambiciones. “El profesor mediocre cuenta. El buen profesor explica. El profesor excelente demuestra. El maestro inspira”. Palabra de Sócrates. Un gol, tal vez.

Share:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
On Key

Related Posts

El éxodo anunciado

Huyen a Georgia o Finlandia. Largas colas de ciudadanos rusos que abandonan el país para evitar el reclutamiento forzado decidido por Putin. El presidente ruso