Wizzair, un crecimiento constante y sobre todo fiel a la filosofía low-cost

Wizzair, lo dicen los números, es una empresa en gran auge. A pesar de la guerra en Ucrania y los precios del combustible por las nubes, la compañía húngara apunta a un verano tan exitoso como el de hace tres años, antes de que se extendiera la pandemia. Es una de las compañías low-cost más elegidas. Compró 45 nuevos aviones y aumentó el personal. Vuela a 54 países.

Pero lo que es más interesante es la elección de la estrategia: mantener las tarifas muy bajas (en un futuro se espera casi a coste cero) y ganar de los servicios adicionales (elección de asiento, equipaje extra, embarque prioritario). En una reciente entrevista con un periodico italiano, József Váradi, director ejecutivo de Wizzair, dijo que si “el sector espera este verano ofrecer un 10% menos de asientos en el mismo período de 2019, nosotros llegaremos a +40%”. El número uno de la compañía no ve “un impacto significativo en las reservas, incluso en los estados vecinos de Ucrania”. Wizzair no aumentará los precios de las entradas en verano ni en septiembre.

Share:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
On Key

Related Posts

El éxodo anunciado

Huyen a Georgia o Finlandia. Largas colas de ciudadanos rusos que abandonan el país para evitar el reclutamiento forzado decidido por Putin. El presidente ruso