Mil millones de razones para ser optimistas. Copa del Rey con el Valladolid

El sorteo dijo Real Valladolid. No es un partido fácil contra el equipo del que es presidente Ronaldo, pero ya pocas cosas asustan a este Betis cada vez más convencido de sus calidades. Ayer, los blanco y violeta, entrenados por Pacheta, tuvieron que sufrir una vez para resolver el problema de Las Palmas que había marcado gracias al delantero Sadiku. Tres a uno el resultado final. Se jugará a principios de enero.

Sobre el partido de ayer. Getafe, Granada y Levante saben que en la Copa del Rey no se da nada por sentado y que siempre hay malas figuras a la vuelta de la esquina. Era previsible una disminución de la concentración, como ha subrayado después del partido Pellegrini, después de una racha de encuentros difíciles y victoriosos. Pero hay que señalar que la rueda de la suerte comenzó a girar en el lado correcto: en otros tiempos, el Talavera hubiera marcado en las ocasiones que tuvo en el segundo tiempo. 

De ayer guardamos en la memoria las notas positivas: en primer lugar el fantástico gol de Diego Lainez que se inventó lo imposible y alejó el miedo. Para estos hechos – la calidad absoluta de los jugadores, la tranquilidad del grupo, incluso la suerte, y las renovaciones de estos días de los mejores jugadores – tenemos mil millones de razones para ser optimistas.

Share:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn
On Key

Related Posts

El éxodo anunciado

Huyen a Georgia o Finlandia. Largas colas de ciudadanos rusos que abandonan el país para evitar el reclutamiento forzado decidido por Putin. El presidente ruso